Otro ataque a policías en selva ayacuchana

A días de la emboscada que mató a tres efectivos mientras patrullaban la selva de Ayacucho, nuevamente se registró otro ataque, dejando dos heridos. Un suboficial de 2da EP y un cabo EP fueron emboscados desde un cerro, en Vidón, Vizcatán, provincia de Huanta. El suboficial Lirio Díaz Silverio resultó con herida de bala en la mano izquierda, mientras que el cabo Simón Inocente Anastasio tiene herida de bala en el tobillo derecho. Fueron evacuados en helicóptero a la base contrasubversiva 42, en Pichari (La Convención, Cusco).

Conocido el ataque, partieron hacia Vizcatán patrullas del VRAE y policías para ejecutar una persecución y dar con los remanentes de Sendero que operan ahora para el narcotráfico.

Polémica
El especialista en temas de narcotráfico, Gustavo Soberón, señaló que dado los antecedentes fue una respuesta de traficantes de drogas a las acciones policiales. “El Plan VRAE es un absoluto fracaso y el Estado peruano sigue perdiendo posiciones. Es necesario hacer cambios en función a nuestras necesidades y no de la embajada de los Estados Unidos”, enfatizó.

Acotando sobre el tema, el senderólogo y analista político Carlos Tapia, en declaraciones a LA PRIMERA, indicó que el término “narcoterrorista” que las autoridades usan, es erróneo. Según Tapia, se puede llamar terroristas a atacantes que lo hacen con interés político, recalcando que lo apreciado es simplemente gente movida por el narcotráfico, intereses oscuros económicos.

“Y no entiendo por qué incluyen al VRAE en el lío. Si el alcalde de Huanta u otros analistas (en referencia a Soberón) dicen que el Plan del Valle del Río Apurímac y Ene es un absoluto fracaso, están en un error; pues el Plan VRAE está a cargo de algunos pedacitos de Cusco, Junín y Ayacucho. Están ordenados de concretar acciones para promover el desarrollo y la paz social” acotó Tapia, explicando que, si el ataque es de narcotraficantes, la responsabilidad es de la DIRANDRO y Devida, “pues ellos son los encargados de perseguir a los narcotraficantes”.

“Todos deben tener en claro que el problema es la no existencia de un bando único que tenga un Alto Comisionado para la paz y el desarrollo, con categoría de ministro, que vea y solucione la problemática, desde la pobreza, ausencia del Estado, narcotráfico y hasta terrorismo. El VRAE sería una delegación y debería tener sus delegaciones si realmente se quiere sacar adelante a estas zonas en 15 a 20 años”, finalizó Tapia.

This entry was posted in Selva Central Peru. Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *