Selva arde por decretos nocivos

Aunque hubo acuerdos y se calmaron las aguas, estas volvieron a inquietarse en la selva, pues los dirigentes de los frentes regionales que integran la Cumbre Amazónica llegaron a Lima para agotar el diálogo con las autoridades antes de iniciar, el 10 de noviembre, una huelga indefinida en contra de los decretos legislativos que afectan a Amazonía, la detención de dirigentes acusados por daño a la seguridad pública que participaron en las protestas, y el retiro de las exoneraciones tributarias, entre otros reclamos.

Humberto Paredes, coordinador de la Cumbre Amazónica, dijo que la delegación acudirá al Congreso para dialogar con el titular de ese poder del Estado, Javier Velásquez Quesquén, y el presidente de la Comisión de Pueblos Andinos, Amazónicos, Afroperuanos, Ambiente y Ecología, Roger Najar. Esperan definir la atención a sus demandas en una cita con funcionarios de la Presidencia del Consejo de Ministros (PCM), en donde se espera que asista el premier Yehude Simon.

Quiebre interno
Los ánimos de las bases están divididos. Algunas como las del Alto Amazonas en la región Loreto confirmaron su participación en la huelga, aseguró la presidenta del Frente de Defensa y Desarrollo de la provincia, Adilia Tapullima.

La dirigencia de la selva central ratificó su apoyo, pero las bases del Frente de Defensa de San Martín han descartado por el momento sumarse a la movilización, informó su presidenta Semira Pérez.

This entry was posted in Selva Central Peru. Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *